La minería disminuye entre 30 a 53 % la calidad ambiental

el

La calidad ambiental disminuye en 30 a 53 % en sitios afectados por la minería, en relación a sitios controlados, y la ausencia de macroinvertebrados en zonas mineras puede ser una alerta temprana de los impactos, a largo plazo de esta actividad, advierte un estudio.

En el caso de las estribaciones andinas nororientales de Ecuador, la investigación evaluó la calidad de los arroyos andino-amazónicos en Ecuador impactados por la minería de oro (GM), descargas de redes de alcantarillado ineficientes en áreas urbanas (UA), desechos de la piscicultura (FF) de vertederos no funcionales (LF) y otras amenazas (FT).

El estudio y posterior publicación científica sobre la afectación de la calidad ambiental en la provincia del Napo, debido a cuatro impactos: minería, áreas urbanas, piscicultura y rellenos sanitarios, fueron realizados por Emily Galarza, estudiante de Ciencias de la Tierra y el Agua de la Universidad Regional Amazónica Ikiam y docentes de esta universidad.

La investigación se denominó Assessing the Quality of Amazon Aquatic Ecosystems with Multiple Lines of Evidence: The Case of the Northeast Andean Foothills of Ecuador (Evaluando la calidad de los ecosistemas acuáticos amazónicos con múltiples líneas de evidencia: el caso de las estribaciones andinas nororientales de Ecuador).

Las herramientas o líneas de evidencia (LOE) utilizadas fueron calidad del agua (WQI), índices de comunidad de macroinvertebrados (AAMBI) y pruebas de fitotoxicidad. El índice de calidad del agua (WQI) califica la calidad general del agua dentro de un ecosistema, utilizando parámetros físicos, químicos y microbiológicos. Las pruebas de fitotoxicidad con Latuca sativa L. evalúan el potencial tóxico de una muestra en ecosistemas de agua dulce y los índices de macroinvertebrados acuáticos evalúan la calidad del agua, en función de la sensibilidad o la presencia de taxones tolerantes.

“Todas estas herramientas, combinadas de manera integrada, permiten evaluar el grado de impacto causado por varios contaminantes en el agua dulce”, explicó Emily Galarza.

Mariana Caparelli, docente de Ikiam y autora del artículo, alertó: “Docentes, junto con un grupo de estudiantes, estamos evaluando múltiples amenazas y múltiples fuentes de contaminación en Tena y la provincia del Napo. Hemos desarrollado algunas herramientas que pueden servir para el monitoreo constante, ya que se ha incrementado la contaminación, por ejemplo, por la actividad minera”.

Fuente: Pichincha Universal, Diario Bicentenario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s