Los cuatro hijos de la fallecida reina Isabel II acompañaron la procesión fúnebre por Edimburgo

La ministra principal escocesa, Nicola Sturgeon, leyó este lunes un fragmento de la Biblia durante el servicio religioso que se celebró en la catedral de St. Giles de Edimburgo en honor de la reina Isabel II, fallecida el jueves a los 96 años.

“Hay un tiempo para todo. Tiempo para nacer y tiempo para morir; tiempo para plantar y tiempo para recoger; tiempo para matar y tiempo para sanar; tiempo de destruir y tiempo de construir”, declaró en el templo la líder del independentista Partido Nacional Escocés (SNP), citando el libro del Eclesiastés.

Una misa fúnebre en honor a la fallecida soberana se realizó este lunes en la que estuvieron presentes el nuevo rey Carlos III y la reina consorte, Camilla, así como los príncipes Anna, Andrés y Eduardo, los restantes hijos de Isabel II.

El cortejo fúnebre con los restos mortales de la reina Isabel II había salido este lunes del palacio real de Holyroodhouse, en Edimburgo, hasta la catedral de St. Giles, donde el ataúd permanecerá hasta que el martes sea llevado a Londres.

Por detrás del féretro, cubierto con el estandarte real de Escocia y una corona de flores, acompañaron a pie los cuatro hijos de Isabel II: el rey Carlos III, la princesa Ana; el duque de York, Andrés, y el conde de Wessex, Eduardo. El coche fúnebre va flanqueado por guardias del regimiento de Escocia.

A ambos lados de la avenida Royal Mile, por donde transita el cortejo, hay miles de personas, que desde muy temprano ocuparon sus lugares detrás de las barreras levantadas por la policía.

Frente a las altas rejas que rodean el imponente palacio de Holyroodhouse, que tiene forma de castillo, miles de ciudadanos, entre ellos algunos turistas, han depositado ramos de flores y tarjetas, en las que se podía leer “Gracias Su Majestad por su servicio” o “Descanse en paz”

El féretro de Isabel II, cubierto con el estandarte real de Escocia, permanecerá en St. Giles hasta mañana martes, cuando será llevado a Londres de cara al funeral de Estado que tendrá lugar el próximo día 19 en la Abadía de Westminster.

Una guardia de honor del Regimiento de Escocia saludó al rey Carlos III y la reina consorte a su llegada a Holyroodhouse. (I)

Fuente: Diario El Universo, Diario Bicentenario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s